Niños y familia

Ideas de comidas para llevar a la playa este verano

comidas para llevar a la playa

Si estás pensando en pasar el día en la playa no olvides la toalla, el protector solar, agua para hidratarte…y también algo para comer. Para ayudarte a que te alimentes de manera saludable durante tus vacaciones, hoy vamos a darte algunas ideas de comida para llevar a la playa con las que además de cuidarte, estarás disfrutando de un delicioso almuerzo. ¿Empezamos?

Gazpacho

El gazpacho es una excelente opción de comida para llevar a la playa y no solo porque está delicioso, sino también por su poder hidratante, algo especialmente destacable dado que en la playa se pierde mucha agua a causa del calor; así como por su valor nutricional. Y es que el gazpacho incluye alimentos ricos de sabor, pero también muy nutritivos, como es el pimiento y el tomate. Éste, además, favorece el bronceado dado su alto porcentaje en betacaroteno. ¿Se le puede pedir más?

Ah, y si te preocupa la forma en la que llevarlo, no te preocupes. Basta con que lo guardes en un termo en el que se conserve la baja temperatura o bien en una jarra con hielo bien cerrada para que no se derrame. Si tu opción es ésta, nuestro consejo es que te lo tomes pronto para evitar que se deshaga. Aunque siempre puedes guardar la jarra en la nevera en la que también guardes el agua y los refrescos.

Ensalada

La ensalada, en cualquiera de sus múltiples variantes, es el plato playero por excelencia. Si vas con niños, te recomendamos que prepares una buena ensalada de pasta. Se come rápido, les encanta y además es rica en hidratos de carbono, lo que les proporcionará la energía que necesitan para disfrutar a tope del día de playa.

Otra opción es elaborar una ensalada de arroz, perfecta para aquellos a los que no les guste la paella. Y ¿por qué renunciar a comer legumbre durante los meses de verano? Con un poquito de creatividad y un bote de legumbre ya cocida, puedes elaborar un plato delicioso y muy saludable.

Sandwiches

Los bocadillos y sándwiches son todo un clásico en lo que a comida en la playa se refiere. Puedes elegir entre las tradicionales combinaciones de jamón york y queso; jamón serrano y tomate o de cualquier otro tipo de fiambre. Pero también puedes poner a prueba tus dotes culinarias preparando deliciosos bocadillos de salmón y aguacate; pollo con salsa de manzana o sándwich con queso mozzarella, tomate y orégano.

sandwiches para la playa

Empanadas

Las empanadas de atún, carne o cualquier otro relleno son otra opción perfecta para comer en la playa. La razón de esto es porque se conservan muy bien y están igual de buenas frías que recién sacadas de la sartén o el horno. Así que, si te sobraron empanadillas o un trozo de empanada de la cena del día anterior, no te cortes y guárdalas en un tupper y ¡listo! ya tienes tu plato para comer en la playa.

Crudités

Si más que comer, lo que te apetece es picotear un poquito, no caigas en la tentación de comprarte una bolsa de patatas o algún alimento ultraprocesado. Nuestra propuesta es mucho más saludable e igual de sabrosa. ¿Por qué no te decantas por unas crudités a base de pepino y zanahoria acompañadas por queso crema para untar, guacamole o hummus? ¡Uhmmmm!

Fruta

Y para terminar la comida en la playa, nada mejor que un poquito de fruta. El verano nos trae deliciosas y variadas frutas. Pero entre todas, te recomendamos que a la playa te lleves las que son más hidratantes y mejor te ayuden a soportar las altas temperaturas estivales. Éstas son:

  • Sandía (cuyo porcentaje de agua es del 95%)
  • Melón (con un 90% de agua)
  • Melocotón
  • Ciruela

Y después de comer, es hora de hacer la digestión, pero no por eso este rato ha de ser aburrido. Para amenizarte la espera, te proponemos una serie de juegos en la playa con la que todos lo pasareis estupendamente.

Posts relacionados

Leave a Reply