Trucos y tips

Cómo limpiar muebles de madera paso a paso

cómo limpiar muebles de madera

Aunque no lo creas, los muebles de madera suelen ensuciarse con mucha facilidad. Para limpiarlos, es necesario hacerlo de manera cuidadosa y utilizando los productos adecuados para no dañarlos. Así que hoy toca coger bayetas y gamuzas,  porque te explicamos cómo limpiar muebles de madera paso a paso.

Como regla general, para mantener en buen estado los muebles de madera es fundamental que en su limpieza utilices productos adecuados y especialmente diseñados para este material, como los limpia muebles que puedes adquirir en supermercados.

limpiar muebles madera

Sin embargo, si prefieres utilizar productos más naturales, también puedes presumir de muebles limpios y brillantes con estos consejos. Eso sí, dependiendo del acabado de la madera tendrás que limpiarlos de una manera u otra y con un cierto tipo de productos.

Cómo limpiar muebles de madera barnizada y lacada

Si tus muebles o puertas son de madera barnizada o son lacados, debes saber que su limpieza es bastante sencilla.  Basta con que cada día le pases un paño seco para que se lleve el polvo. Y dos o tres veces por semana pasarles un trapo húmedo con agua y jabón.

limpiar madera barnizada

Procura que la mezcla esté caliente para cuando pases el paño, ya que así, a medida que pasa, se va secando y no le da tiempo a reposar el líquido y menos a absorberlo. Como es barniz, el brillo se irá apagando poco a poco. Puedes añadirle una cucharadita de vinagre a la mezcla, para que recupere su brillo.

Así se limpia la madera pintada

En el caso de que la madera esté pintada, tendrás que limpiarlos con mucho cuidado, pues corres el riesgo de llevarte la pintura. Para evitarlo, pasa la superficie con un cepillo suave y a continuación,  pasa una esponja con suavidad, dándole pocas pasadas con agua fría y jabón.

Sécalo rápidamente con un paño de algodón y después acaba con una capa de cera para proteger la madera.

¿Y si la madera es encerada?

Si la madera es encerada, es más fácil aún. Aunque en un principio puede parecer un material muy delicado y de difícil mantenimiento, lo cierto es que para limpiarlo solo hay que pasar un paño suavemente de vez en cuando.  En el caso que haya alguna mancha, usa un poco de esencia de trementina, que puedes adquirir en tiendas especializadas.

Con sólo aplicar un poquito, reforzará la madera y la limpiará. Luego vuelve  a aplicar encerado y quedará como nueva.

limpiar madera encerada

Madera natural, la más delicada

Y si a ti no te gusta la madera tratada y prefieres muebles de madera natural, también puedes limpiarlos, aunque su cuidado te va a exigir un mayor esfuerzo.

En tu caso, para una limpieza superficial, utiliza una bayeta limpia, preferiblemente de algodón o microfibra para no rallar la superficie del mueble, que esté ligeramente humedecida con agua.

Y si quieres algo más profundo, moja el trapo con agua tibia y un poco de jabón neutro. Y no olvides enjuagarlo bien. Limpia siempre en el sentido de la veta y sin restregar. Trata de proteger toda la belleza de la madera natural con sus texturas y vetas. A continuación, seca el mueble muy bien con un trapo suave y seco para que no se humedezca la madera.

Por último, si tienes parqué, te habrás dado cuenta que va perdiendo brillo debido al paso del tiempo y al uso. Si quieres que el suelo vuelva a recuperar su brillo, en ese caso te interesa este post sobre cómo pulir suelos de madera.

Posts relacionados

Deja tu comentario