Trucos y tips

Cómo limpiar muebles lacados y que queden relucientes

cómo limpiar muebles lacados

Los muebles lacados, especialmente en blanco brillo, suelen ser los más populares porque aportan mucha luminosidad y crean ambientes amplios, modernos y acogedores. Sin embargo, tienen un pequeño problema: son muy delicados frente a las manchas. Pero no te preocupes, que hoy te explicamos cómo limpiar muebles lacados y que queden relucientes.

La clave para que tus muebles lacados mantengan su brillo y su luminosidad durante más tiempo, radica en hacer un mantenimiento diario, que además es muy sencillo y no necesita un amplio despliegue de accesorios de limpieza. Basta con que pases un trapo ligeramente húmedo y a continuación,  sécalo para que no queden manchas con otro paño limpio que no deje pelusas.

Adiós a las marcas de dedos

Si tienes niños pequeños, seguramente en tus muebles lacados haya bastantes huellas de dedos. Para eliminarlas, pásale el trapo humedecido . Y para que haya una limpieza más profunda, utiliza un abrillantador o crema para muebles.  Si no te gustan estos productos,  también puedes utilizar otro tipo de limpiadores para el hogar, como por ejemplo el amoniaco, para que tus muebles lacados queden impecables.

Alcohol para la tinta

Y si tus hijos son unos entusiastas de los rotuladores  y han manchado esa mesa que tanto te gusta, mantén la calma porque comprobarás que con un trapo impregnado en alcohol la mancha se borrará fácilmente.

Volverán a brillar

Si tienes muebles lacados en casa, te habrás dado cuenta de que aunque pongas mucho esmero en su mantenimiento,  es inevitable que el brillo se vaya perdiendo con el paso de los años.  Eso sí, con los siguientes trucos, tus muebles recuperarán todo su esplendor en poco tiempo:

  • Pásales de vez en cuando un paño humedecido en glicerina líquida y, una vez lo haya absorbido, repasa con un paño seco.
  • También puedes devolverles el brillo si les aplicas la mezcla siguiente: esencia de trementina y aceite de linaza. Extiéndela con un paño sobre el mueble. Después, frota con una gamuza seca.

¿Y limpiar muebles de cocina lacados?

limpiar muebles cocina lacadosLos muebles lacados son especialmente demandados  a la hora de decorar una cocina, debido a su delicada terminación y porque encajan en cualquier tipo de estilo. Sin embargo, también en este caso nos encontramos con el hecho de que hay que ser más cuidadosos que con otros acabados, como melaminados o de formica, porque  se rayan fácilmente y el brillo se pierde rápido si se abusan de productos demasiado abrasivos.

Para evitar que esto suceda y puedas presumir de una cocina de catálogo, debes:

  • Evitar que se ensucie en exceso: para ello es conveniente que una vez a la semana o cada quince días des un repaso a los frentes de los armarios.
  • Quitar la grasa de los armarios de la cocina: inmediatamente después de que se manchen para evitar que se seque e incruste en la madera. 
  • Utilizar productos muy suaves, con ph neutro, para superficies delicadas
  • Usar paños que tengan alguna capacidad desincrustante, como las bayetas de microfibra que, además, arrastran la suciedad.
  • Otro producto recomendable es el jabón neutro, que se compra en pastillas, escamas o que incluso puedes hacer en casa de forma artesanal reciclando aceite usado.

Y ahora que ya sabes cómo limpiar los muebles de la cocina, ¿sabes cómo limpiar la vitrocerámica correctamente?

 

Posts relacionados

Deja tu comentario

Comentarios 2

  1. Europabevegelsen

    Gracias pilarcica😙

    Responder
  2. Anakin

    En los muebles lacados,después de pasar un trapo húmedo ,pasar limpiacristales y quedan como nuevos,da un brillo espectacular

    Responder