Trucos y tips

Consejos para limpiar tus zapatos de ante correctamente

como limpiar zapatos ante

Desde hace unas temporadas, el ante está de moda. Ya sea en ropa, como en bolsas y zapatos. Sin embargo, son muchos los que aún se resisten a comprar calzado fabricado con este material debido a lo complicado que puede ser limpiarlo. Sin embargo, tal vez no sepas que existen muchas alternativas para limpiar los zapatos de ante con unos resultados tan estupendos que parece que acabas de estrenarlos.  ¿Quieres saber a qué nos estamos refiriendo?

Productos especiales

Ya sea por agua o por el mismo roce, la primera opción para eliminar las manchas de un zapato de ante es recurrir a un limpiacalzado. Afortunadamente, el mercado ofrece una cada vez más amplia oferta de productos, muchos de ellos formulados para cierto tipo de tejidos, y entre ellos, se encuentra el ante. Así que si necesitas limpiar esa bota de ante que te gusta tanto, prueba con un limpiacalzado especial para ante. Además, de eliminar la suciedad, sirve para nutrir la piel.

Sin embargo, si no tienes limpiacalzado de ante en casa y te urge eliminar esa mancha de tus zapatos, vamos a compartir contigo algunos trucos que te harán salir airosa del apuro. ¡Toma nota!

Un producto para cada tipo de mancha

Si estás pensando que con un único producto vas a poder dejar tus zapatos de ante relucientes, estás muy equivocado. Dependiendo del tipo de mancha, así será el producto que tengamos que utilizar.

Esto no quita, que para el mantenimiento habitual y eliminar el polvo que hayan podido coger por el uso, lo mejor es que pases una bayeta húmeda de forma delicada y posteriormente, cepíllala tela con un cepillo de dientes.

Si esto lo haces cada vez que te quitas los zapatos de ante, conseguirás que no se acumule la suciedad y así te será más sencillo poder eliminarla.

Uno de los motivos por los que unos zapatos más se ensucian son por las rozaduras y los pisotones. Así que si este tú caso, prueba a borrarlos. ¿Cómo? Pues tan sencillo como coger una goma de borrar y pasarla por las manchas hasta que veas que han desaparecido. Fácil, ¿verdad?

En el caso de que tus zapatos se hayan manchado de barro, tratar de eliminar los restos raspando con una lima de uñas o papel fino de lija, presionando con mucha suavidad. Y después, cepíllalo.

Si la mancha es de aceite, tranquila. ¡Tiene solución! Presiona sobre la mancha con un trapo de algodón tratando de absorber y secar, pero no frotes, porque si no, lo único que conseguirás es que la mancha se extienda. Después, espolvorea talco y déjalo actuar durante unas 8/12 horas y después, cepilla suavemente.

Además del ante, otro tejido que presenta cierta dificultades a la hora de limpiarlo es el cuero. Sin embargo, tus problemas con los bolsos, cazadoras y demás artículos de este material serán cosa del pasado en cuanto leas este post sobre cómo limpiar el cuero. ¿A qué estás esperando?

Posts relacionados

Leave a Reply