Trucos y tips

Cómo proteger la pantalla de tu móvil

Cómo proteger la pantalla de tu móvi

Muchas veces nos ha pasado que en un despiste se nos ha caído el móvil al suelo, con la mala suerte de que nuestra pantalla se ha roto. El protector de pantalla será la opción perfecta para que esto no ocurra.

Hoy en día podemos encontrar varios tipos de protectores en el mercado. Aunque quizás el más común sea el de plástico, no es el mejor, pues evita que se raye pero no protege de los golpes y roturas de pantalla.

Así que te vamos a dar otras opciones :).

Cristal templado

Desde hace unos años y con el boom de los smartphones, la protección del móvil se ha reforzado con un nuevo material: el cristal templado.

Es un tipo de protector que actúa como una segunda pantalla, con un grosor considerable. De esta forma, si te cae el móvil al suelo, el impacto recaerá en esta “segunda pantalla”.

Si ves que al recoger el móvil la pantalla está rota… Tan solo retira el protector y la pantalla seguirá intacta. Eso sí, habrá que comprar un nuevo protector de cristal templado.

La solución frente a los espías

Por otro lado, si te molesta ir en el metro o autobús y notar cómo la persona de al lado te mira el móvil… Lo mejor es que utilices un cristal templado antiespía.

Se trata de un tipo de protector con el que solo el que esté en frente del móvil puede leer lo que está escribiendo. La persona de al lado solo podrá ver una pantalla negra, como si el smartphone estuviera apagado. Es la mejor opción si lo que queremos es terminar con las personas cotillas que están pendientes de lo que hacemos con el móvil.

Cualquiera de estos dos protectores los puedes encontrar en tiendas online de tecnología, como Amazon o Ebay, a precios muy económicos.

pantalla teplada

Cómo colocarlo…

Si nunca has colocado este tipo de protector de pantalla, te explicamos cómo hacerlo:

  1. Limpia la superficie con una mopa pequeña: la de las gafas, por ejemplo, servirá.
  2. Después de haber limpiado la pantalla de restos de huellas y polvo, retiramos la primera protección del protector y lo colocamos sobre la pantalla.
  3. No te preocupes si no aciertas a pegarlo a la primera. Cuando esté perfectamente colocada la protección, pasas un paño sobre la superficie para quitar las posibles burbujas que hayan podido quedar.
  4. Una vez pegado y sin burbujas, lo único que nos queda hacer es retirar la segunda protección y ya estará listo.

Como ves, es muy fácil de colocar y te evitará sustos innecesarios.

También te contamos cómo recuperar un móvil mojado ;).

Posts relacionados

Deja tu comentario