Moda y belleza

Desodorante sin aluminio: cosmética más saludable

desodorante

Afortunadamente, el estilo de vida saludable cada vez tiene nuevos seguidores, conscientes de la importancia de cuidar su cuerpo tanto por dentro como por fuera. Y para ello, la cosmética natural se ha convertido en el perfecto aliado.

Qué mejor manera que descubrirla a través de los desodorantes sin aluminio.

¿Qué no sabes lo que son? Pues hoy te lo contamos.

Debes saber que existen dos tipos de desodorantes: los que evitan la transpiración, es decir, evitan que salga el sudor; y los antisépticos, los que luchan contra la bacteria que genera el mal olor.

Desodorantes antitranspirantes

Para evitar que el organismo expulse sudor, la cosmética convencional utiliza los desodorantes con aluminio, que forman una cubierta de protección en la axila para que no salga el sudor o salga en menor medida.

Pues bien, esta sustancia se absorbe por la piel y tendría unos efectos parecidos a la de los estrógenos. Estos son hormonas con capacidad de incitar el crecimiento celular. Por tanto, según un estudio elaborado por la University of Readin existiría cierta relación entre el uso de desodorantes con aluminio y la proliferación de casos de cáncer de mama.

Si bien esta es solo una teoría, son muchos los investigadores que están ya trabajando para confirmar esta relación.

Una alternativa a los transpirantes artificales son los desodorantes naturales, como la piedra de alumbre, muy eficaz y seguro. No cierra los poros del todo y crea una película sobre la piel que impide el crecimiento bacteriano.

Desodorantes antisépticos

Otra forma de hacer frente al mal olor, es la de luchar directamente contra las bacterias que lo generan. Para ello, la cosmética natural utiliza aceites esenciales antisépticos, como la salvia o el romero, u otras sustancias reguladoras, como ciertas levaduras. Los aceites esenciales no solo reducen las bacterias problemáticas, sino que aportan su buen olor.

Elegir un desodorante natural es, pues, una opción tan eficaz como la de los desodorantes convencionales de síntesis y también más segura y ecológica.

Y por supuesto, siempre nos queda el recurso de los trucos de la abuela que también nos ayudarán a tener las axilas bien limpias.

  • Pasar medio limón por las axilas: Cada mañana, antes de bañarte, pasa restriega medio limón por las axilas. Notarás que la piel queda mucho más limpia.
  • Bicarbonato de sodio: Después de bañarte y con las axilas bien secas, aplica un poco de este producto con la ayuda del dedo. Deja que absorba y después aplica tu desodorante
  • Elige bien tu ropa: existen algunas telas que pueden hacer que sudes y que salga a relucir un mal olor. Por eso, evita usar prendas muy ajustadas, ya que estas van a impedir que tu piel respire adecuadamente. No uses ropa sintética y opta por las prendas que sean 100% naturales. Se dice que los colores, como el negro, pueden hacerte sudar más de lo normal.
  • La alimentación es clave: Si comes muy a menudo o excesivamente cebolla, ajos o consumes bebidas alcohólicas, el olor de tu sudor va a ser mucho más fuerte. Añade a tu comida frutas y verduras.

Y ahora que ya sabes cómo evitar el olor, descubre nuestros consejos y evita las manchas de sudor de la ropa.

Posts relacionados

Deja tu comentario