Hábitos saludables

5 propiedades de la horchata de chufa

horchata de chufa propiedades

¿Quién se puede resistir a un vaso de horchata de chufa bien fresquita después de una tarde en la piscina o en la playa? Si eres de los que está deseando que llegue el verano para disfrutar de esta bebida típica de Valencia, debes saber que además de gozar de un buen momento, estas contribuyendo a tu bienestar físico. Si sí, las propiedades de la horchata de chufa son innumerables y además benefician enormemente tu salud. ¿Quieres descubrir cuáles son las más importantes? Pues toma nota.

Beneficios de la horchata de chufa

La horchata es una bebida vegetal que proviene de la chufa, una especie de tubérculo. Junto a otros ingredientes naturales, como el agua, el limón y la canela se obtiene la horchata, una de las bebidas más refrescantes que existen y además nutritivas. Estas son solo algunas:

  • La horchata tiene importantes propiedades digestivas, debido a su alto porcentaje en aminoácidos y almidón. De hecho, este último puede utilizarse como prebiótico, pues favorece el crecimiento de bacterias intestinales beneficiosas. Además, es un estupendo antidiarreico.
  • También el corazón puede beneficiarse de que bebas horchata. Y es que gracias al ácido oleico que contiene, ayuda a disminuir el colesterol malo y a aumentar el bueno. Incluso, algunos de los aminoácidos esenciales que contiene tiene un efecto vasodilatador, mejorando así la circulación sanguínea.
  • Su alto porcentaje en agua convierte a la horchata de chufa en una bebida muy diurética. Totalmente apta para personas que padecen ácido úrico, hipertensión; o aquellos con síndrome nefrótico o enfermos con insuficiencia renal, ya sea leve o moderada.
  • La horchata es una bebida con un poder energético natural difícil de igualar. Posee un alto porcentaje de hidratos de carbono procedentes de azúcares complejos, de ahí que tenga un alto poder nutricional y la convierta en un alimento muy recomendable para niños, ancianos y deportistas.

Asimismo, como no tiene lactosa ni fructosa, las personas diabéticas o con sobrepeso pueden disfrutar de una horchata sin azúcar bien fresquita sin ningún reparo.

  • Tampoco los celíacos deben privarse de su dosis de esta bebida tan veraniega. La horchata no tiene gluten por lo que es perfectamente compatible con su dieta.

Es muy probable que estas razones hayan reforzado, aún más si cabe, tu deseo de beber horchata este verano. ¿Verdad? Disfruta de al máximo de todas las propiedades de la horchata de chufa e incorpórala a tu dieta. Además, puedes probar a hacerla tú mismo. Los ingredientes son muy sencillos y la receta también. Aquí te lo demostramos:

H3 Receta horchata de chufa

  • 250 gr. de chufa
  • 1 litro de agua
  • La corteza de un limón
  • 1 cucharada de canela
  • Azúcar (opcional)

Lo primero que tienes que hacer es lavar muy bien las chufas, eliminando cualquier resquicio de tierra que puedan tener. Cuando ya estén bien limpias, ponlas en remojo durante unas 12 horas.

Una vez transcurrido este tiempo, escúrrelas. A continuación, tritura las chufas junto a la corteza del limón, la canela y el agua. Cuando estén listas, cuélalo con un colador o bien pásalo por un tamiz donde quedarán acumuladas los restos de las chufas. El líquido resultante es la horchata.

Pon el líquido en una botella y ponlo a enfriar.  A la hora de servir no olvides añadirle un poquito de canela y si te gusta más dulce, incorpora un poquito de azúcar. ¡Y listo para beber!

Fácil, ¿verdad? Y sabrá aún mejor si la acompañas con el popular fartón.

Otra bebida típicamente veraniega e igualmente saludable es el granizado. Apunta la receta del granizado de limón, el más clásico de todos. ¡Nunca falla!

Posts relacionados

Leave a Reply