Recetas

¿Intolerante a la lactosa? ¡Te contamos tus alternativas!

intolerante a la lactosa

Si sufres de molestias digestivas después de tomar un vaso de leche o un helado, es posible que seas intolerante a la lactosa, es decir, tu organismo no es capaz de asimilar el azúcar presente en la leche de vaca. Para reducir este malestar, lo mejor es empezar a utilizar leche sin lactosa, o bien buscar alternativas a la leche vegetal.

Veamos cuáles.

A día de hoy, no existe un tratamiento específico para tratar la intolerancia a la lactosa. La única manera de evitar que se presenten los síntomas es cuidando la alimentación. De esta forma mejorarán los síntomas y, en la mayoría de los casos, remitirán de forma considerable o incluso totalmente.

La lactosa está presente en la leche y en todos sus derivados, por lo que los intolerantes deberán reducir su ingesta para comenzar a sentirse mejor. Para ello, como hemos dicho, lo mejor es que comiencen a tomar leche sin lactosa o bien alguna de las muchas leches especiales que ofrece el mercado.

En este sentido, las más consumidas son:

  • Bebida de avena: es el sustituto perfecto a la leche de vaca. Contiene fibra, calcio, ayuda a reducir el colesterol y además es muy digestiva.
  • Leche de arroz: además de los convalecientes, también los deportistas, vegetarianos y personas que buscan bajar de peso, encuentran en la leche de arroz una opción perfecta, ya que presenta muy bajos niveles de grasa y, en cambio, altas concentraciones de nutrientes.
  • Leche de soja: es una bebida especialmente rica en aminoácidos esenciales, necesarios para el crecimiento y el desarrollo. Se convierte por tanto en una buena opción para niños y ancianos.
  • Leche de coco: fortalece el sistema inmunológico y las defensas del cuerpo. Además de aportar minerales como el calcio, el fósforo y el magnesio, que favorecen  huesos y dientes.
  • Leche de almendras: la leche de almendras tiene la misma consistencia que la leche de vaca, pero no tiene gluten, ni lactosa, ni colesterol, y es rica en vitaminas y minerales.

En cuanto a sus derivados, no renuncies a refrescarte con un helado por ser intolerante, prueba a tomar helados sin lactosa. Los hay y están muy buenos. Si eres un fanático del queso, lánzate a los veganos, que son aptos para aquellos que son intolerantes al azúcar de la leche.

En cuanto a los yogures, es probable que no notes malestar tras haberte comido uno, y es que, durante la fermentación, la lactosa desaparece, por lo que no hace falta que los retires de tu dieta.

No obstante, y si padeces una intolerancia bastante fuerte, te recomendamos que busques siempre el sello de ADILAC, de  la Asociación de Intolerantes a la Lactosa, que respalda que ese producto es totalmente adecuado para personas con este tipo de intolerancia.

Si este tema te parece interesante, y quieres saber más sobre la lactosa de la leche, te animamos a que pinches aquí.

Posts relacionados

Deja tu comentario

Comentarios 1

  1. Lorena

    Muy bien el post por que informa de lo que puede pasar para el que no lo sepa, pero el que ya es intolerante a la lactosa ya lo tiene dicho por un medico y informado,,,
    A parte de esto lo que debe de hacer el dia es tener mas comida,,, por que a parte de la leche hay mucha mas comida que contiene lactosa como el embutido, pizzas, los yogures, las salsas, el queso de todo tipo como lonchas queso fresco o queso para fundir,, chocolates,, dulces,, san jacobos, flamenquines etc ect….. Os recomiendo que podais ir metiendo cosas como las que e puesto notareis mas influencia de clientes en vuestro establecimiento a parte de que vuestras trabajadores deberian de ayudar mas a la hora de encontrar esos productos ya que no teneis mucho
    Un saludo una persona intolerante a la lactosa y que tiene que ir a otros establecimientos ya que o encuentra nada