Hábitos saludables, Niños y familia

Las actividades extraescolares más saludables

Ahora que los niños han vuelto a la rutina, es el momento de animarles a comenzar alguna actividad extraescolar. Complementar el mundo académico, con ratos de diversión saludables, es beneficioso tanto para su rendimiento escolar como para su desarrollo personal.

Además de acostumbrarles a seguir una rutina semanal, es una forma fantástica de que se distraigan, se diviertan, enriquezcan la mente y hagan ejercicio de forma continua.

Hoy os dejamos tres actividades extraescolares saludables a la par que divertidas para los pequeños de la casa. ¡Descubre sus hobbies y anímales a exprimirlos!

Natación infantil

Sin ninguna duda, la natación es uno de los deportes más completos. Tiene numerosas ventajas para el desarrollo físico, psicológico y social del niño. ¿Sabes cuáles?

natación

En el ámbito físico, trabaja y ejercita los músculos, estimula la coordinación motora y favorece el sistema circulatorio y respiratorio. Además, mejora el equilibrio, fortalece la resistencia y favorece las habilidades psicomotrices. Al requerir bastante actividad física, ¡los deja listos para meterse en la cama!

Psicológicamente, potencia la autoconfianza e independencia del niño, que se sentirá motivado por el hecho de hacerlo sin ayuda de nadie. Lo más importante es que constituye un método saludable y divertido, que les relajará y les hará sentirse más “mayores”.

En cuanto a lo social, la natación estimula el espíritu de juego así como el trabajo en equipo. Un elemento clave es que el niño aprenderá conductas de comportamiento, autocuidado y supervivencia, que le serán de gran utilidad en la vida cotidiana. Además, estarán mas contentos, aumentando su optimismo y mejorando su trato con los demás.

Cursos de cocina

Los cursos de cocina para niños son cada vez más populares en nuestro país. El hecho de que investiguen, conozcan y aprendan sobre la alimentación a temprana edad tiene muchos beneficios. Imagínate poder contar con minichefs en tu cocina, ¿no sería fantástico?

cocina

Primeramente, es ideal para concienciarles de la importancia de llevar una alimentación sana y equilibrada. Abrirles la mente al mundo gastronómico les dará la oportunidad de descubrir nuevas texturas, sabores y procesos alimenticios. Todo esto ayudará a combatir el miedo a probar, así como ese “no me gusta” que suelen afirmar con demasiada facilidad.

Aunque no deportiva, la cocina también requiere actividad física. Tocar, cortar, mezclar, amasar, amoldar… las tareas manuales son muchas. Y además, al hacerlo ellos mismos, con sus propias manos, su autoconfianza se fortalece y resulta motivador ver (y comer) un resultado final, que es totalmente suyo.

En definitiva, ¡un paraíso de los cinco sentidos!

Clases de baile

Si estás considerando apuntar a tus niños a baile, te adentras en un mundo de sentimiento, arte y talento. Además de ser un deporte divertidísimo, cuenta con numerosas disciplinas diferentes entre las que elegir. Ballet, sevillanas, hip hop, funky… el abanico de oportunidades es amplio, ¡y muy tentador!

baile

A pesar de ser un deporte que requiere constante movimiento, el baile no tiene por qué ser de los más agotadores, por lo que permite que los pequeños se lo pasen bien sin sufrir demasiado cansancio.

Eso sí, tiene algo que engancha. Es muy probable que si comienzan desde pequeños, quieran seguir en ello según vayan creciendo. Así que, como padres… os tocará disfrutar de unos cuantos festivales de baile.

Posts relacionados

Deja tu comentario

Comentarios 1

  1. Jesus

    Torres gemelas (World Tarde Center) NUEVA YORK

    Responder