Trucos y tips

Trucos: ropa de cama perfecta para el invierno

ropa de cama

Con la llegada del frío todo el mundo se levanta pensando en que momento del día regresará nuevamente a su casa para meterse en la cama y taparse con el edredón, respirando esa fragancia que desprende el suavizante que tanto nos hace sentir en nuestro hogar.

Y es que nos pasamos un tercio de nuestras vidas durmiendo, por ello, hay que conseguir que nuestra cama sea cálida y acogedora, ya que nuestra habitación se convierte en el centro de la casa, sobre todo en invierno, por lo que es muy importante conseguir que esta estancia del hogar sea la más agradable y que esté libre de humedades, mediante el uso de ambientadores antihumedad,  para que nuestra ropa de cama no se vea dañada ni se muestre mojada a la hora de dormir en las frías noches de invierno.

Siendo la ropa de cama de invierno uno de los elementos primordiales en nuestro hogar, por lo que debemos prestarle mucha atención y mantener una correcta limpieza de la misma, por lo que es necesario que se cambie cada semana.

Bien es cierto que para un correcto descanso a la hora de dormir es importante que nuestra cama sea confortable, pero podemos mezclar el confort con el estilo y la moda. Así que vamos a ver cuáles son los mejores trucos y consejos para conseguir que nuestra ropa de cama sea cómoda y esté a la última.

Sábanas

Las sábanas son la parte de la cama que entra en contacto directo con nuestro cuerpo a la hora de dormir, por tanto es imprescindible elegir unas sábanas que permitan que nuestro cuerpo pueda regular la temperatura corporal de manera natural.

Es importante también que su tacto sea suave y agradable para que nuestro sueño sea más placentero. Un pequeño truco para conseguir las sábanas perfectas es fijarnos en el número de hilos por pulgada, ya que se aconseja que tengan como mínimo 200 hilos por pulgada cuadrada.

ropa de cama

Edredón

Los edredones se han convertido en la ropa de cama más cómoda a la hora de dormir, debido a que su capacidad térmica, permiten que entremos rápidamente en calor, y son mucho más cómodos que el sistema tradicional de sábana, colcha y manta.

Además, no es necesario cambiar el edredón cada semana, sino que lo que se cambia es la funda que lo envuelve, siendo más fácil mantener una correcta limpieza del mismo.

Como consejo os recomendamos que, a la hora de comprar un edredón nórdico, lo elijáis de plumón, debido a que los que son de plumas llevan también el cálamo, que es la parte dura de la pluma y por tanto el descanso es menos placentero.

Colchas

Hoy en día las colchas siguen siendo un elemento decorativo que poco uso tiene a la hora de dormir.

Con la aparición de los edredones y la posibilidad de ponerles fundas, las colchas han pasado a ser un elemento decorativo que se coloca plegado a los pies de la cama, usado en algunas ocasiones cuando dormimos la siesta en la cama.

Así que si no quieres pasar frío equipa bien tu cama para dormir calentitos durante todo el invierno, y si aún no has sacado tu edredón recuerda que existen trucos para limpiar el edredón en casa y poder disfrutar de él en poco tiempo.

Posts relacionados

Deja tu comentario