Niños y familia

Trucos de almacenaje para la ropa de tus hijos

La organización es clave cuando hay tantas cosas y tenemos espacio y tiempo limitado, especialmente cuando se trata de la ropa de los niños. Así que para poner orden en tu vida, y en las suyas, hoy vamos a compartir contigo algunos trucos de almacenaje para la ropa de tus hijos, la ropa de tu niña o niño, ¡jamás estará tan ordenada!

Haz limpieza y quédate con lo esencial

El primer paso para una organización eficiente del armario ropero de los pequeños es que lo vacíes entero y te deshagas de todo lo que sobra. Puede que pienses que todo lo que hay dentro de él es necesario, pero seguro que dentro de la ropa de niña hay faldas que ya se le han quedado pequeñas, vestidos de otras temporadas o chaquetas que aún le quedan grandes.

Ordena según uso y prioridades

El siguiente paso, es que priorices las prendas dependiendo el uso. Es decir, la ropa y complementos que los peques se pongan a diario o con más frecuencia deben estar a primera vista, mientras que otro tipo de prendas con menos uso pueden quedarse en el fondo de los cajones o en espacios menos accesibles.

¿Doblado o colgado?

Si tus hijos son muy pequeños, es recomendable colgar el máximo de prendas posible, pues es más visual y evitarás que se quede en el fondo ese traje para el niño tan bonito que te regalaron cuando nació. Además, como las prendas de los niños son pequeñas, un buen truco es poner doble altura de barra y colgar por ejemplo las camisas o camisetas en la parte de arriba y los pantalones o faldas en la de abajo.

Y si tus hijos son más mayores, tendrás que decidir si doblar o colgar en función del uso y de la prenda. Es decir, ropa interior y calcetines, camisetas, jerseis y chaquetas irán dobladas en baldas o cajones, y los pantalones, vestidos y faldas será mejor que los cuelgues.

ropa para niñasCajas para zapatos

Los zapatos necesitan la misma organización que la ropa. Por eso lo mejor es disponer de zapateros que te permitan ordenar el calzado adecuadamente. Pero si la habitación es pequeña y no tienes suficiente espacio para un mueble más, un buen truco es utilizar cajas para guardarlos en la zona inferior del armario.

Etiqueta cada caja

En un armario infantil, es muy normal que haya ropa de la siguiente temporada, pues bien, es importantísimo que no se mezcle con la de uso diario. Para ello, mételo en cajas y ponlas en la zona superior del armario. Además, etiqueta cada caja con lo que hay en el interior, así no te volverás loco cuando quieras busques una prenda específica.

Igual de cómodo es si  señalizas las cajas de calzado. No tendrás que abrir una por una cada vez que quieras coger unos zapatos.

Sensación de orden

Para que un armario de la sensación de ordenado, no basta con que cada cosa esté en su sitio, también es importante que exista uniformidad. Es decir, que las perchas sean iguales o muy similares, que las cajas sean iguales en todo el armario y todas estén colocadas en el mismo sentido, doblar las camisetas por igual….etc.

Gana espacio fuera del armario

Si el armario de los niños es muy pequeño, tampoco te agobies si no te entra toda la ropa y el calzado en su interior. Puedes ganar espacio fuera con otro tipo de muebles que también te ayuden a almacenar ropa, como por ejemplo una cómoda o incluso poner la ropa a la vista con un mini burro, que está muy de moda últimamente.

¿Te ha gustado cómo ha quedado el ropero de los niños y quieres poner algo de orden también en tu armario? Pues aquí tienes algunos trucos para reorganizar los armarios que te serán muy útiles.

Posts relacionados

Deja tu comentario