Moda y belleza

Tres peinados fáciles para estas fiestas

Diciembre es un mes repleto de cenas, eventos y encuentros familiares y con amigos. Por eso, queremos lucir nuestro mejor aspecto. Pero a veces, sentimos que siempre nos peinamos igual y se nos acaban las ideas. ¡Os traemos inspiración! Aquí tenéis algunos peinados muy fáciles de hacer y perfectos para estas fiestas.

Diadema de trenza

Para el pelo largo, tu mejor accesorio puede ser tu propia melena. Una trenza como diadema es un peinado original y muy sencillo de hacer. Si tienes el pelo muy largo, recógelo hacia un lado y haz una trenza normal. Átala al final y, a continuación, crúzala de un lado a otro de la cabeza a modo de diadema. Oculta del extremo detrás de la oreja y fíjalo en su sitio con unas horquillas.

Si tienes media melena, no te llegará para cruzar una trenza de un lado a otro. En este caso, puedes dividir tu pelo en dos y hacer dos trenzas, una a cada lado de la cabeza. Después, cruza una con otra en la parte superior de la cabeza y fija con horquillas. Trata de ocultar los extremos de las trenzas bajo la trenza contraria.

Las trenzas diadema sientan fenomenal combinadas con flequillo, tanto recto como desfilado hacia los lados. Si no tienes flequillo, puedes dejar algunos mechones delanteros sueltos y ondularlos para darle un efecto más bohemio.

Ondas sin calor

Para tener unas ondas sueltas y bonitas no hace falta someter a tu pelo a tratamientos de calor como rizadores o secadores. Antes de ir a dormir, divide tu cabello en dos partes. Después, coge una de las partes y sepárala a su vez en dos. A continuación, enrolla una de las partes sobre la otra, a modo de tirabuzón. Fija con una goma elástica y haz lo mismo en el otro lado. Procura enrollar alejando el pelo de la cara, para que las ondas tomen esa dirección.

Cuando tengas ambos lados del pelo enrollados, vuelve a repetir el mismo proceso con los dos lados en la nuca, como si fuera una trenza de dos partes. No importa que se vayan aflojando con las horas, ya que así las ondas que aparezcan serán más naturales. Deja tu pelo así toda la noche, y por la mañana suelta los improvisados tirabuzones. El resultado serán unas ondas naturales y sin utilizar calor dañino.

Recogido messy

Los recogidos son otro recurso fácil para conseguir un resultado bonito en poco tiempo. Además, de esta forma el pelo no nos molestará mientras comemos o bailamos. Recoge el cabello a la altura de la nuca. Si quieres añadirle más textura, puedes hacer alguna pequeña trenza por la melena. Después, enrolla el cabello sobre sí mismo y haz un pequeño moño. Para darle un estilo más casual, suelta algún mechón. Después, utiliza laca para fijarlo bien en su sitio. Puedes dejar también algunos mechones sueltos alrededor de la cara.

Posts relacionados

Deja tu comentario